Cuando eres joven tienes muchos hobbies, y incluso tiendes a coleccionar cosas. Pero cuando empiezas a tener hijos, tienes que despejar habitaciones para hacerles sitio, y en muchas ocasiones tienes que deshacerte de tus colecciones. Pero siempre hay que mantener vivo a tu niño interior, y hacer las cosas que te hacen feliz. En mi caso volví a retomar mi afición de colacionar coches a escala, gracias a la empresa Racing Modelismo, puedo coleccionar una gran variedad de modelos.
Sigue leyendo
Ahora que se acerca carnaval no puedo evitar recordar ciertos momentos vividos mientras iba disfrazada en otros carnavales y fiestas de disfraces. De hecho, he llegado a un punto en el que he tomado la determinación de huir de cualquier cosa que suponga un disfraz porque me he dado cuenta de que lo que para mí antes era un juego, un momento de diversión, ahora es nerviosismo y mal estar por culpa de las vivencias que he tenido.
Sigue leyendo
Ya  lo decía Descartés, el sentido común es el mejor repartido de todos los sentidos. No hay nadie que se queje del suyo. Yo me atrevería a decir, que además del sentido común, existe otra cosa de la que todos y todas estamos orgullosas, el sexo. Desde nuestro particular punto de vista, todas nosotras, todos vosotros, practicamos sexo de maravilla, nadie se nos pueden comparar y no aceptamos críticas, eso por descontado. El problema lo tendrás tú que no sabes…
Sigue leyendo
Hubo una época, no mucho tiempo atrás en que me guiaba estrictamente por los decálogos de las llamémosles gurus de la alimentación. Esa proclamación tan de moda de ese estilo de vida wellness, una garantía de vida saludable, en equilibrio y armonía. Alguna de mis mejores amigas, me comentó que estaba siendo inflexible y muy radical, pero entonces lo entendí como que ella estaba equivocada y perdida en el mundo de la “mala” alimentación, mientras que yo sabía que era necesario cierto sacrificio por el bien de mi salud. Así, no era consciente de como en esta cultura de la dieta no se nos presenta una tercera opción, solo hay blanco o negro, bueno o malo, dieta o descontrol. Todo cambió un día, llamémosle el día del Smöoy porque fue a raíz de estos deliciosos yogures con chocolate y nata, que surgió la conversación que me haría ver las cosas de otra manera.
Sigue leyendo
A mi amigo Javier le acababa de tocar el quinto premio en el Gordo de Navidad y, en una historia que escribió para un concurso de relatos cortos, desveló cómo había adquirido el número agraciado. Al parecer, él había dado con una página web, www.ladiosafortuna.com, que un amigo le había recomendado durante los días anteriores al sorteo. Él no lo dudó ni un momento y puso dicha dirección en su navegador para conocer precios, números disponibles y cómo adquirirlos. Como le convenció todo lo que rodeaba aquel servició, decidió lanzarse y probar fortuna. Con tanta casualidad que a la primera ya tuvo premio.
Sigue leyendo
Separarme de mi mujer después de estar 20 años juntos y tener un hijo de diez, no es lo mejor que me ha podido pasar. Pero tengo que aceptarlo. Después de la ruptura viví varias fases. La primera la de salir con mis amigos, la segunda la de apuntarme a páginas de contactos en Internet y la tercera, la de volver al pueblo. Ninguna me llenó. Hasta que comprobé que lo que me llenaba era estar con mi hijo de 10 años. Fuimos juntos a Ocio Aventura Cerro Gordo y disfrutamos de lo lindo haciendo rafting. Ahí es cuando comencé a ver la luz.
Sigue leyendo
Para escribir un relato ambientado en la ciudad de Sevilla quería acudir a la ciudad. Lo primero que necesitaba era, evidentemente, encontrar un hotel de mi confianza en el que hospedarme. En la capital hispalense existían posibilidades, pero para que no encontrar ningún aspecto negativo a mi viaje yo quería dar con un hospedaje barato y en el que no me faltara de nada. Por eso decidí confiar en Mercer Sevilla, una cadena de hoteles líder en toda España, con representantes no solo en la ciudad, sino también en otras de la importancia de Barcelona.
Sigue leyendo
Quería se original y hacer un menú navideño lleno de matices especiales, por eso pensé en hacer uso de la última salsa que había aprendido a  cocinar: salsa de turrón de Jijona, y de un alimento exquisito: caviar de caracol. Para empezar quería que el turrón  fuera espectacular, de calidad suprema, así que me fui directa a Adelia Ivañez, un establecimiento donde comprar turrón artesano de esos que te dejan el sabor en la boca durante horas. Compré tres tabletas y luego quise hacer unos montaditos de caviar de caracol (que dicen que es exquisito) aderezado con gotitas de la salsa de turrón. Compré el caviar en este criadero de caracoles y me dispuse a hacer mi receta estrella de la noche. Un consejo: no sigáis mi ejemplo.
Sigue leyendo
Compré un Pontiac del 71 hecho polvo por 2000 euros y la idea era arreglarlo yo misma, aunque tardase 20 años, me daba igual. Lo importante era dedicar mi tiempo a mi afición favorita y, dentro de algunos años, pasear por las calles de mi ciudad con una joya sobre ruedas. Estuve yendo a Desguace Aeropuerto todas las semanas durante más de cinco meses y cada pieza que entraba de Pontiac Firebird me la llevaba al mismo garaje donde estaba mi gran adquisición. El resultado fue... un desastre
Sigue leyendo

La vida da muchas vueltas y el que hoy tiene una casa de 200m2 mañana puede estar viviendo sobre cuatro ruedas. Hay quien puede tomarse esa afirmación, sobre todo teniendo en cuenta cómo están las cosas actualmente, pensando que

Sigue leyendo